HAY MÁS REFRANES QUE PANES

(www.flickr.com/photos/pasotraspaso
"Sin título" por Jesús Solana

Según la RAE la palabra refrán viene del francés refrain y significa “Dicho agudo y sentencioso de uso común.” El vino, como parte de la cultura popular es pródigo en refranes, o, mejor dicho, los refranes, como parte de la cultura popular, están llenos de vino.

Revisando el inventario se encuentra una gran variedad de refranes:
-Los de raíz campesina, es decir, relacionados con el cultivo de la vid:

Año bisiesto, cada cepa un cesto.

Año de avispas, bueno para las viñas.

Si vendimias en mojado, cogerás el mosto aguado.

Viña en lugar pasajero ni de balde la quiero.

Casa del padre, viña del abuelo y olivar del rebisabuelo.

Viña de orden religiosa, grande, mala y desastrosa.

-Los que hablan de la calidad del vino:

Amigos, vinos y libros, cuanto más viejos, más finos.

Amor de puta y vino de frasco, a la noche gustosos y a la mañana dan asco.

Bebe poco y quiérelo bueno.

Cada bota huele al vino que tiene.

El buen vino es su propio padrino.

Vino de un año, con él me apaño, pero si es de dos, me apaño mejor.

-Los que cuentan la elocuencia que gana el bebedor:

Después de beber cada uno dice su parecer.

El vino en exceso ni cumple palabra ni guarda secreto.

La alegría del vino hace rey al mendigo.

Sopa de vino no emborracha pero alegra a la muchacha.

-O de la salud que prodiga el vino:

Al catarro con el jarro.

Beberás y vivirás.

Bebe vino y come queso y llegarás a viejo.

Con aceite y vino bueno, media botica tenemos.

Jamón y vino añejo estiran el pellejo.

Comer sin vino es miseria o desatino.

-Y, finalmente los que encierran una enseñanza moral:

Al amigo, pan y vino, al ingrato, perro y palo.

El que compra casa hecha y viña puesta, bien sabe lo que paga, pero no sabe lo que cuesta.

El que va a la bodega y no bebe, burro va y buerro viene.

El vino abre el camino.

La política, para los políticos; las mujeres, a ratos; el vino, siempre.

Ni fiesta sin vino, ni olla sin tocino.

Quien trabaja agua bebe y vino quien se divierte.

Vino y amigo que se torcieron, sólo para vinagre fueron buenos.

*Los refranes son tomados del libro “El vino, cultura y tradición oral” de Ignacio Sanz. Editorial Castilla Tradicional. 2009.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s